Crónicas desde Amazon Prime Video (XX): Vigilados (2020)

Alfonso Asua / 21 de abril del 2021 / 18:18h.

Es un hecho que James Franco es actualmente el actor más prolífico de Hollywood a sus 43 años. Su hermano Dave, que tiene 35 y se parece mucho a él, también está imparable. Después de muchas comedias descerebradas tipo Malditos vecinos (2014) y su secuela, y varios bombazos en taquilla del calibre de Ahora me ves… (2013) y su secuela, Dave Franco da un paso más y se pasa a la dirección con The Rental (Vigilados) (2020), intenso thriller psicológico sobre dos hermanos y sus parejas atrapados en una pesadilla durante un fin de semana en una casa rural.

El guion es del propio Dave en colaboración con Joe Swanberg, que también es actor y director de cine, aunque ninguno de los dos se han reservado un papel en la película. Lo que sí han hecho es llegar con la lección muy aprendida. Todo empezó con Psycho (Psicosis) (1960) y su escena final, cuando Hitchcock nos larga una extensa explicación de todo lo que hemos visto antes. Demasiada, para muchos, que criticaron esa escena, con Norman Bates ya detenido. Así fue como el cine de terror aprendió la lección y llegaron La última casa a la izquierda (1972), La matanza de Texas (1974) y Halloween (1978). O lo que es lo mismo, la ausencia de motivos.

Vigilados va en esa línea, con un psicópata que nunca vemos y cuatro potenciales víctimas en una cabaña en el bosque acosados y aterrorizados. No es tan angustiosa y letal como esa pequeña obra maestra que es Hush (Silencio) (2016), de Mike Flanagan, pero juega en la misma liga. Dan Stevens, imparable desde Downton Abbey, Alison Brie, casada con Dave Franco y ahora en los cines con Una joven prometedora, y los menos conocidos Sheila Vand y Jeremy Allen White, componen el cuarteto protagonista de esta curiosa home invasion de apenas hora y media de lo más entretenida. Y si tu afición es espiar a los vecinos, todavía más. No es ir muy lejos si nos acordamos viendo la película de la controvertida novela El Hotel del Voyeur, de Gay Talese, la historia «real» del propietario de un motel que «vigila» a sus huéspedes. Lo que nos lleva a la nunca valorada Malos tiempos en el Royale (2018), ambientada en otro inquietante hotel con cámaras en las habitaciones. Y como esta excelente película de Drew Goddard tiene mucho que ver con Charles Manson y sus locos seguidores, terminamos con lo que Roman Polanski declaró a la policía que investigaba los asesinatos de Cielo Drive: «Si yo buscara un motivo, buscaría algo que no encajara en vuestros patrones habituales, los que como policía usáis, si no en algo mucho más rebuscado». O simplemente, La Ausencia de Motivos.

Cosas que se han dicho

Aún no hay comentarios.

¿Algo que añadir?

Para participar, tienes que estar registrado en cinerama.es