Crónicas desde Amazon Prime Video (XXXII): La Guerra del Mañana (2021)

Alfonso Asua / 06 de julio del 2021 / 10:50h.

Hace algunos años, Steven Spielberg vaticinaba que más pronto que tarde sólo se verán en las salas de cine las llamadas «películas evento», grandes superproducciones, épicas historias, impresionantes decorados o efectos visuales, más estrellas que en el firmamento… El resto, decía el cineasta, las películas medianas, pequeñas, intimistas, se verán, pero no en la pantalla grande.

Pues bien, Spielberg, por ahora, se equivoca. La Guerra del Mañana llega para, entre otras cosas, desmentir al director. Es una película espectáculo, es enorme, en su historia (salvar el mundo) como en su puesta en escena (esos bichos atacando sin descanso), es muy entretenida y se estrena en Amazon Prime Video.

«Es tarde para ser héroes», dice alguien en la película. Y este personaje. como Spielberg, también se equivoca. Ahí está Chris Pratt otra vez para meter bichos en jaulas, aunque ahora no son dinosaurios. El actor, desde 2019 flamante miembro de los Kennedy por su boda con la hija de Arnold Schwarzenegger y Maria Shriver, se lo pasa bomba en este tipo de películas y se nota. Con 42 años recién cumplidos, acostumbrado a Guardianes de la Galaxia y a Parques Jurásicos, el yerno del protagonista de Desafío total (1990) no tiene ningún problema en esta ocasión para viajar al futuro como soldado de una guerra que va a estallar en 2051. Una sangrienta batalla entre los humanos y unos bichos extraterrestres como nunca antes se habían visto en una pantalla, grande o pequeña.

En realidad, La Guerra del Mañana es una película con muchas películas dentro. Empieza en un idílico barrio residencial muy americano, lo que nos recuerda a tantas y tantas comedias y tantas y tantas historias de terror, luego nos vamos a un Miami «que no querría ver Will Smith», devastado y en guerra, un poco más tarde, estamos en un escenario tipo Operación Isla del Oso, para terminar con La Cosa (1982). Navegamos en muchos barcos, pero sobre todo, los de Independence Day (1996) y Al filo del mañana (2014). Y luego está un sorprendentemente en forma y musculado J.K. Simmons, actor que ganó un merecido Oscar por su profesor de música en Whiplash (2014) emulando al también oscarizado Louis Gossett Jr. de Oficial y caballero (1982). En La Guerra del Mañana interpreta al padre del protagonista y la escena en la que padre e hijo luchan contra un enorme y sanguinario alien en medio de la nieve no tiene desperdicio.

Todo eso en dos horas y veinte minutos y no en las salas de cines. La profecía de Spielberg tendrá que esperar.

Cosas que se han dicho

Aún no hay comentarios.

¿Algo que añadir?

Para participar, tienes que estar registrado en cinerama.es